domingo, 15 de marzo de 2009

Celebrando los 40 años de la caída del meteorito Allende

El 8 de febrero de 1969, alrededor de la 1 de la madrugada los habitantes del Valle de Allende fueron sorprendidos por un estruendo, seguido de un temblor. El responsable del escándalo venía del espacio exterior, era una roca de unas 7 toneladas que entró a la atmósfera terrestre generando una estela de fuego de unos 500 metros de largo.

24 horas después los científicos de la NASA estaban ya en el sitio recogiendo trozos de la roca que cayó del cielo. Se calcula que sobrevivieron unas 2 toneladas de material de este objeto que recibiría el nombre de meteorito Allende. A los científicos norteamericanos les siguieron científicos de muchos otros lugares del mundo.

El meteorito Allende resultó tener una edad de 4,600 millones de años, un poco más viejo que nuestro planeta, lo que la convirtió en la roca más antigua que pudimos estudiar. En ella se encontraron compuestos radiactivos generados en una explosión de supernova, diamantes que sólo pueden ser vistos con microscopios, minerales que no se conocían en las rocas terrestres, entre otras cosas.

Los estudios del meteorito Allende han sido muy importantes para entender el origen de nuestro sistema planetario. 40 años después de su caída el meteorito Allende sigue siendo una fuente importante de información para los científicos.

Más sobre el meteorito Allende:
- Reseña de la plática sobre el meteorito Allende impartida por el Dr. Fernando Ortega, investigador del Instituto de Geología de la UNAM
- Libro: Las meteoritas de México